La Isla de Man es una Dependencia de la Corona británica, situada en el mar de Irlanda, y que cuenta con un gobierno autónomo cuyo sistema jurídico se basa en el derecho inglés. La jurisdicción ofrece un atractivo sistema jurídico y fiscal para distintos tipos de entidades como holdings de inversión, comercio con la Unión Europea, sociedades que poseen patentes y propiedades industriales ya que la Isla de Man es parte firmante del Convenio de París sobre patentes y marcas comerciales.

IVA

La Isla de Man tiene un acuerdo de aduanas e impuestos especiales con el Reino Unido. Este acuerdo se traduce en que para el IVA, aduanas e impuestos especiales los dos territorios son tratados como uno solo. De este acuerdo deriva la ventaja de registrar una empresa en la Isla de Man para comerciar con la Unión Europea. Las empresas domiciliadas en la isla pagan cero impuestos por actividades de comercio al mismo tiempo que cuentan con un número fiscal de IVA aceptado en la UE.

Impuestos

La principal ventaja de la Isla de Man como centro financiero o paraíso fiscal, es que las empresas que no tienen accionistas locales no están sujetas a impuestos sobre el comercio ni sobre ingresos por inversiones pero pagan una cuota fija nominal anualmente.

Sociedades exentas

Actualmente se pueden constituir varios tipos de entidades en la jurisdicción, de las cuales la más utilizada es la Exempt Company, creada bajo el marco legal de Isle of Man 2006 Act. Para constituir una empresa exenta en la Isla de Man, se requiere un mínimo de dos directores, uno de ellos residente, y no se admiten directores corporativos. El capital estándar autorizado es de 2,000 GBP sin mínimo de desembolso. Este tipo de empresas están exentas de impuestos y pagan una licencia anual. No se requiere la presentación de cuentas anuales pero dicha contabilidad debe existir en la dirección del Agente Registrador en la isla. Dependiendo de varios criterios que incluyen número de empleados o cifra anual de negocio, la mayoría de empresas offshore no tienen necesitad de auditar sus cuentas.